En su nuevo reporte mensual de oferta y demanda de granos en el nivel mundial, el USDA volvió a tomar por sorpresa al mercado al elevar los volúmenes previstos para las cosechas de maíz y de soja estadounidenses, cuando los operadores esperaban recortes respecto de las cifras del mes anterior. Así, la producción de soja se constituye en un récord histórico, con 120,59 millones de toneladas, contra los 117,79 millones esperados por los privados. En cuanto, al maíz, si bien el récord quedó lejos, los 360,30 millones superaron los 356,50 millones proyectados por los operadores en la previa del trabajo oficial. Sin dudas, estos datos, y la nueva divergencia entre lo esperado y lo publicado, resultan bajistas para los precios, en momentos en que ya arrancó la recolección de maíz. El trigo se mantuvo dentro de las expectativas, con un previsible incremento de la oferta de Rusia, nuevo dominador del mercado del grano fino.

SOJA

Campaña 2016/2017

En la revisión del ciclo superado, el USDA redujo las existencias finales de soja estadounidense de 10,08 a 9,40 millones de toneladas y las dejó por debajo de los 9,93 millones previstos por el mercado. Esta reducción respondió a principalmente al incremento de las exportaciones, de 58,51 a 59,06 millones.

Acerca de la producción de Sudamérica, el USDA estimó la cosecha de Brasil en 114 millones de toneladas, sin cambios, pero elevó de 61 a 62,50 millones el saldo exportable. También hoy, la Conab incrementó muy levemente, de 114,04 114,08 millones de toneladas, su previsión sobre la cosecha brasileña y elevó de 63 a 64 millones el saldo exportable.

Para la Argentina el USDA mantuvo su cálculo de cosecha en 57,80 millones de toneladas, pero redujo de 7 a 6,50 millones el saldo exportable de poroto de soja.

El organismo elevó la demanda de China, de 91 a 92 millones de toneladas.

En el nivel mundial, el USDA estimó la producción de soja en 351,44 millones de toneladas, casi sin cambios respecto de los 351,74 millones de agosto. Las existencias finales fueron calculadas en 95,96 millones, por debajo de los 96,98 millones del mes pasado y de los 96,80 millones proyectados por los operadores.

Campaña 2017/2018

Para el USDA la nueva cosecha estadounidense de soja será récord, con 120,59 millones de toneladas, respecto de los 119,23 millones previstos en agosto, de los 117,21 millones de la campaña precedente y de los 117,79 millones previstos por el mercado. El nuevo salto productivo estuvo relacionado con el cálculo de un rinde promedio nacional de 3.356 kilos por hectárea, que superó los 3.322 kilos del mes anterior y los 3.282 kilos estimados por los privados en la previa del trabajo oficial.

En cuanto al resto de las variables comerciales estadounidenses, y teniendo en cuenta la reducción de las existencias del ciclo anterior, el organismo mantuvo la molienda en 52,80 millones de toneladas y el uso total en 56,51 millones, en tanto que elevó de 60,56 a 61,24 millones el saldo exportable. El ajuste de las cifras dejó el stock final casi sin variantes, dado que pasó de 12,94 a 12,93 millones, con lo que quedó por encima de los 12,08 millones esperados por el mercado.

MAIZ

Campaña 2016/2017

El USDA elevó de 56,52 a 58,30 millones de toneladas el volumen de las exportaciones y no sólo compensó la retracción del uso doméstico total, que pasó de 313,58 a 312,31 millones, sino que ajustó las existencias finales, de 60,20 a 59,70 millones de toneladas con lo que quedaron levemente por debajo de los 59,90 millones previstos por el mercado.

Acerca de la oferta de maíz sudamericano, el USDA estimó el volumen de la cosecha de Brasil en 98,50 millones de toneladas, sin cambios respecto de agosto, pero elevó de 35 a 36 millones la proyección del saldo exportable. También hoy, la Conab elevó de 97,19 a 97,71 millones de toneladas su estimación sobre el volumen total de la cosecha y de 28 a 29 millones el saldo exportable. Queda claro que se mantiene una brecha demasiado importante respecto de las exportaciones previstas por el gobierno de Brasil y las calculadas desde los Estados Unidos.

Para la Argentina el USDA estimó la producción de maíz en 41 millones de toneladas y el saldo exportable en 27,50 millones, sin cambios respecto del informe anterior.

En el nivel mundial, el USDA proyectó la producción de maíz en 1071,23 millones de toneladas, por encima de los 1070,51 millones del reporte precedente, en tanto que las existencias finales fueron calculadas en 226,96 millones, por debajo de los 228,61 millones de agosto y de los 227,99 millones previstos por el mercado.

Campaña 2017/2018

Acerca de la nueva campaña de maíz en los Estados Unidos, que ya entró en la etapa de recolección, el USDA estimó el volumen de la producción en 360,30 millones de toneladas, por encima de los 359,50 millones de agosto y de los 356,50 millones previstos por el mercado. Este incremento estuvo fundamentado en el incremento del rinde promedio nacional, de 10.639 a 10.664 kilos por hectárea, contra los 10.557 kilos previstos por los operadores.

En el resto de las variables comerciales de los Estados Unidos, y teniendo en cuanta la reducción de las reservas dejadas por el ciclo anterior, el organismo elevó de 138,44 a 139,07 millones de toneladas el uso forrajero, pero redujo de 316,25 a 314,98 millones el uso total, entre otras razones por el recorte del uso de maíz para la industria del etanol, que baja de 139,71 a 139,07 millones. Con un saldo exportable estable en 46,99 millones, el USDA estimó las existencias finales del nuevo ciclo en 59,30 millones de toneladas, por encima de los 57,74 millones del informe de agosto y de los 55,12 millones esperados por el mercado.

La futura producción de maíz en Brasil fue calculada por el USDA en 95 millones de toneladas y su saldo exportable, en 34 millones, sin cambios.

Para la Argentina el organismo elevó su proyección para la producción de maíz, de 40 a 42 millones de toneladas, pero dejó en 28,50 millones la previsión sobre las ventas externas.

La cosecha de la Unión Europea (UE) fue reducida por el USDA de 60,01 a 59,39 millones de toneladas, mientras que sus importaciones fueron sostenidas en 16 millones y sus exportaciones, en 1,50 millones.

Sin cambios fueron relevadas las importaciones de Japón y de México, en 15 y en 15,50 millones de toneladas, respectivamente. También se mantuvieron estables las cifras de China, con una cosecha de 215 millones de toneladas; compras por 3 millones, y existencias finales por 81,26 millones.

La oferta de maíz de Europa del Este fue reducida de 49,30 a 47,75 millones de toneladas. En particular, la cosecha de Ucrania fue recortada de 28,50 a 27,50 millones, pero sus exportaciones fueron elevadas de 21,50 a 22 millones.

En el nivel mundial, el USDA proyectó la producción de maíz en 1032,63 millones de toneladas, por debajo de los 1033,47 millones de agosto, pero elevó de 200,87 a 202,47 millones el stock final, que quedó por encima de los 200,74 millones esperados por el mercado.

TRIGO

Campaña 2017/2018

Sin cambios mantuvo el USDA las cifras respectivas a la campaña de trigo en los Estados Unidos. Es decir, el volumen de la cosecha fue sostenido en 47,33 millones de toneladas; las importaciones en 4,08; el uso forrajero, en 4,08 millones; el uso total, en 31,73 millones; el saldo exportable, en 26,54 millones, y las existencias finales, en 25,38 millones, contra los 25,04 millones esperados por el mercado.

Fuera de la estabilidad vista en las cifras de los Estados Unidos, destacamos los siguientes datos:

  • Tal como se esperaba por las noticias manejadas por el mercado en las últimas semanas, el USDA elevó de 77,50 a 81 millones de toneladas el volumen de la cosecha de trigo de Rusia e incrementó de 31,50 a 32,50 millones su saldo exportable.
  • Para Ucrania la producción fue sostenida en 26,50 millones de toneladas, pero las exportaciones fueron elevadas de 16 a 16,50 millones. Para Kazajstán no hubo cambios, dado que la cosecha fue mantenida en 14 millones y las ventas externas, en 7,50 millones.
  • La producción de Australia fue estimada por el USDA en 22,50 millones de toneladas, por debajo de los 23,50 millones de agosto, en tanto que sus exportaciones fueron recortadas de 19 a 18,50 millones.
  • Para Canadá las cifras fueron mantenidas sin variantes, con una cosecha de 26,50 millones y exportaciones por 20,50 millones.
  • La producción de la UE fue reducida de 149,56 a 148,87 millones de toneladas; sus importaciones fueron sostenidas en 6,50 millones, y sus exportaciones, recortadas de 29,50 a 28,50 millones.
  • Sin cambios fueron proyectadas la producción y las exportaciones de trigo de la Argentina, en 17,50 y en 11,50 millones de toneladas, respectivamente.
  • Tampoco hubo cambios para Brasil, dado que el USDA estimó la cosecha en 5,20 millones y las importaciones en 7,20 millones. Hoy, la Conab redujo de 5,20 a 5,19 millones su previsión de la cosecha, en tanto que mantuvo en 7 millones las compras externas.

En el nivel mundial, el USDA proyectó la producción de trigo en 744,85 millones de toneladas, por encima de los 743,18 millones del mes pasado, en tanto que las existencias finales fueron calculadas en 263,14 millones, contra los 264,69 millones de agosto y los 263,30 millones previstos por el mercado. Vale volver a recordar que dentro de este último dato están las muy abundantes reservas de China, de 127,25 millones de toneladas.


Fuente: Granar