Los contratos de soja cerraron con pérdidas cercanas a 2 U$S/tn y se ubicaron en 355 U$S/tn. Ventas de oportunidad, tras la recuperación alcanzada sobre el cierre de la semana pasada, impusieron pérdidas en el mercado. Por otra parte, los retrocesos encontraron límite en las lluvias registradas durante el fin de semana sobre los principales estados productores de la región del Medio Oeste. A la vez, en un sentido similar, los nuevos mapas climáticos auguraron probabilidad de que las precipitaciones se ubiquen por encima de la media para los próximos 6-10 días.

De todas formas, los valores permanecieron presionados ante mejorías en las perspectivas de producción en EE.UU. Según informaron fuentes de mercado, de cara a la publicación del informe mensual del jueves, los analistas, en promedio, estimaron que el USDA podría ajustar al alza la cosecha a 121,5 mill. tn., frente a las 120,5 mill. tn. pronosticadas en septiembre.

Los futuros de maíz, por su parte, continuaron lateralizando en torno a 137 U$S/tn. El cereal operó condicionado por fundamentos climáticos similares a los de la oleaginosa. A la vez, de cara a la publicación del informe mensual del USDA, el mercado descuenta un ligero aumento en las proyecciones de producción para EE.UU. En este sentido, se espera que la cosecha se estime en torno a 360,8 mill. tn. Por otra parte, desde el plano técnico, la media móvil de 50 días operó como resistencia, e incentivó ventas a los previos vigentes.

Por último, el trigo sufrió pérdidas mayores a 2 U$S/tn y se posicionó en torno a 160 U$S/tn. Si bien la divisa americana exhibió ligeros retroceso frente a sus pares, el fortalecimiento registrado a lo largo de las últimas ruedas continuó condicionando la operatoria en el mercado del cereal. El índice DXY, que mide la paridad del dólar frente a una canasta de monedas, se ubicó en torno a 93,6 puntos. De esta forma, permaneció sobre valores máximos de dos meses. Esta situación restó  atractivo a la mercadería americana en los mercados internacionales y pesó sobre las cotizaciones en CBOT.

Fuente: Grimaldi Grassi